Síguenos en

Análisis

Análisis táctico | FC Barcelona 5 – 1 Sevilla FC

La racha negativa del Sevilla se acrecenta tras la derrota en el  feudo barcelonista, puesto que no gana desde hace más o menos un mes (y con apuros) ante un Villarreal que mereció llevarse la victoria en el Pizjuán. Emery volvió a probar a Banega en el mediocentro defensivo para poder sacar la pelota sin apuros con mayor facilidad, pero le salió rana y fruto de ello llegó el resultado final de 5 a 1.

Un cúmulo de circunstancias tácticas propiciaron que no se llegara al arco rival, a su vez que hubiera numerosos tiros del Barcelona, en parte como era esperable.

La primera parte se podría calificar de desastre táctico, puesto que el planteamiento no fue el más acertado. Emery quería quitarle la pelota al dueño de las posesiones, y obviamente para quitársela había que tener cierto atino en la salida de pelota desde detrás y un mediapunta que conectara con la delantera, ninguno de estos hechos ocurrió. Denis se empequeñeció ante tal escenario como si fuera uno totalmente diferente al que es normalmente y le costó encontrar posiciones de comodiad en el campo ante la línea de presión tan adelantada que ejercía el conjunto de Luis Enrique. Banega no se sentía cómodo tampoco, y le costaba encontrar huecos por donde sacar el juego desde atrás, hasta el punto de generar pérdidas tontas que a su vez generaba faltas en las inmediaciones del área de Beto (por ejemplo en la más que discutible falta a Messi que acaba en gol). Este problema venía porque asumió el rol que le correspondía a Krychowiak, quedando el polaco a veces muy por delante de él y teniendo este un mayor desgaste físico.

La segunda mitad pintaba algo mejor, puesto que todo se puso de cara nada más empezar con el gol en propia meta de Jordi Alba, pero el Sevilla en vez de cerrarse y esperar a la contra abrió aun más las líneas, Siendo muy deficiente en el juego interior y llegando así la falta que acabaría en el gol de Neymar que abrio el telón para la actuación de Messi.

Vitolo y Aleix no estaban apareciendo y con los cambios de Gameiro y Deulofeu se buscaba una reacción que era un arma de doble filo como se desmotró al recibir los tres últimos goles. Si las líneas de por si ya estaban abiertas, con la entrada del galo y el catalán se abrían más y encima se perdía potencial defensivo. El problema de enlace tampoco se solucionó con este cambio puesto que Gameiro no está capacitado para esa acción y más ante un grande. Lo más preocupante del encuentro quizás, a parte de la deficiencia en creación y juego interno de los visitantes, es la más que deplorable racha de partidos en negativo (hablamos en juego) que arrastra Carlos Bacca al no mostrar ganas en ningún momento y encima no moverse para acabar con la posición de “islote” que ocupaba, y tuvo que ser sustituido con un Iago Aspas que merece más que 5 minutos finales.

nervioneo1

Manuel López

Estudiante de periodismo - Bueno para debatir, nunca discutir.

Comentarios
Publicidad

Último partido

UEFA Champions League - 8º Ida

Sevilla FC
0 - 0
Manchester United

Próximo partido

LaLiga Santander - Jornada 25

Sevilla FC

Atlético de Madrid

Ramón Sánchez-Pizjuán

25/02/2018 · 20:45h

beIN Sports LaLiga

Más en Análisis