Síguenos en

Análisis

Análisis táctico | Sevilla FC 1 – 0 HNK Rijeka

Podríamos decir que el Sevilla sufrió ayer esa quimera que lleva arrastrando desde principios de temporada, la continuidad. Los pupilos de Unai Emery no son capaces de enlazar la totalidad de minutos de un partido jugando al 100% de sus prestaciones, llegando a tener picos de juego muy altos pero de corta duración y depresiones de juego profundas o viceversa. Ayer en el momento de depresión Emery hizo un cambio táctico magistral poniendo a Carriço en el mediocampo que hizo que las líneas se volvieran a unir para que los apuros fueran los menos en un partido que debió de ser más fácil puesto que se dispusieron de ocasiones y de juego para poder sentenciarlo en la primera mitad.

La primera mitad fue tranquila en el ámbito defensivo puesto que la gran amenaza croata Kramaric se vio desconectado del juego totalmente al anclar en los laterales a los extremos del Rijeka con altas subidas de Fernando Navarro y Coke  e imponiendo altas líneas de presión que generaban pérdidas rápidas por parte de los visitantes llevando así al concepto de sensación de peligro.

La segunda parte fue una historia totalmente diferente, los de celeste dieron un paso delante y  la línea de mediapuntas Kvrcic, Moisés y Sharbini, y Jajalo por detrás empezó a crear peligro para así retroalimentar a Kramaric avivando el “run run” en la grada del Sanchez Pizjuan. Así mismo Tomecak, el lateral zurdo, le encontró las cosquillas a Coke y también contribuyó a la avalancha croata. Ante tal ataque, Emery decidió cambiar a Denis para dar entrada a Arribas y adelantar a Carriço al mediocentro para unir líneas y consolidar las transiciones así como robar en posiciones más adelantadas.

En el plano ofensivo, el Sevilla de la primera parte fue uno de los mejores al robar en posiciones cercanas a las inmediacioens del área visitante. Con un juego de pase mixto (muchos pases en corto y poco menos de pases en largo), Reyes y Denis empezaron a conectar con mucho dinamismo en todas las zonas del campo, aunque fallando siempre en el último pase. Bacca, una vez más, anduvo despistado, en una isla.

En la segunda mitad, Banega y Mbia se descolgaron al ataque al tener de escudero a Carriço. Gameiro no estuvo mucho mejor que Bacca pero aportó mucho más dinamismo y sensación de peligro.

Evolución táctica del partido de ayer

Evolución táctica del partido de ayer

Manuel López

Estudiante de periodismo – Bueno para debatir, nunca discutir.

Comentarios
Publicidad

Próximo partido

UEFA Champions League - Jornada 5

Sevilla FC

Liverpool FC

Ramón Sánchez-Pizjuán

21/11/2017 · 20:45h

beIN Sports

Último partido

LaLiga Santander - Jornada 12

Sevilla FC
2 - 1
Celta de Vigo

Nervioneo en la Radio

Más en Análisis