Síguenos en

Análisis

Análisis | Sevilla FC 1 – 0 Borussia Mönchengladbach

Ganar y dejar la portería a cero eran los dos objetivos que se propuso el equipo de Unai Emery antes de disputar el encuentro, en una eliminatoria que se antoja igualadísima. En efecto, se cumplieron los dos acometidos, aunque le falto un poco de fuerzas para tener más margen de cara a la vuelta. Quizás el motivo por el cual el vasco no pudo oxigenar bien al equipo fue el gran cúmulo de bajas que se le amontonaron en la enfermería como son jugadores tan importantes como Beto, Coke, Mbia, Cristóforo, Iago Aspas y Gameiro, notándose así el gran cansancio que exigía el partido ante un Gladbach que si rotó.

Los alemanes, frescos, pusieron las cosas difíciles para los locales, pero en un ingenio de Emery para solucionar la papeleta, de esos que muchas veces le salen bien a los entrenadores, llevó al equipo a lavar su imagen y terminar ganando el partido. Antes del polémico cambio de Reyes por Diogo, en el descanso reordenó tácticamente al plantel para que Iborra adquiriera mayor libertad y llegada desde segunda línea, así como para que el argentino Banega llegara a entrar más en contacto con la pelota. El lateral diestro portugués encontró un pasillo por la derecha, el cual tenía un candado echado. Un pase de tiralíneas de Nicolás Pareja, la velocidad y pausa de Diogo y un arrastre de Bacca al central llevaron a que Vicente Iborra le diese ventaja a los rojiblancos.

El conjunto hispalense pasó un mal trargo en la primera parte, en la que Sergio Rico hizo dos maravillosas paradas de mérito. Aunque Reyes, Bacca y Vitolo presionaron en posiciones adelantadas, Xhaka y Kramer pasaban la línea con suma facilidad y hacían que Banega se viese desbordado hasta el punto de aparecer a su espalda una serie de pasillos interiores que no podían tapar en su totalidad Krychowiak e Iborra al tener que encargarse estos también de cuidar las subidas de los laterales y acabar con la magia de Raffael entre líneas.

Iborra  golpea el balón en la acción del gol | Foto: AS

Iborra golpea el balón en la acción del gol | Foto: AS

En el segundo acto, el polaco Krychowiak se quedo más atrás para ser ayudado por Banega en la salida de balón y dejar, imprevisiblemente para los verdinegros, a Vicente Iborra como llegador, como mediocentro de ida y vuelta, rol por el que destacó en el Levante. El equipo robó en posiciones adelantadas, tuvo más llegadas claras y supo acabar con los arreones finales de los germanos. Más anárquico pero más ordenado.

El delantero colombiano Carlos Bacca estuvo muy encimado por los centrales y al equipo le costó encontrar huecos para tener llegadas peligrosas. Vitolo y Navarro formaron un támdem perfecto que llevaron la sensación de peligro al área rival, siempre sin un remate certero que terminara de asustar a Sommer. Visto que no se finalizaba por fuera, Reyes intentó explotar las vías de interior, pero se encontró con un muro infranqueable “made in Germany“. Observando las numerosas subidas del lateral zurdo alemán, Emery decidió adelantar a Aleix Vidal para dar entrada a Diogo y explotar los pasillos laterales. Gracias a este cambio llegó el gol de la victoria local. Iborra, desde atrás, puede hacer mucho daño y no sólo marcando goles.

El ex del Almería incurrió por fuera y contragolpeó por dentro para dejarle la banda al completo a Figueiras, pero al llegar a las medianías del arco rival faltó fuerza y alguna que otra ayuda de Bacca.

sfc

Manuel López

Estudiante de periodismo - Bueno para debatir, nunca discutir.

Comentarios
Publicidad

Último partido

Amistosos - Amistoso

Linares Deportivo
0 - 6
Sevilla FC

Próximo partido

International Champions Cup - Pretemporada

Sevilla FC

SL Benfica

Letzigrund

20/07/2018 · 20:05h

La Liga TV

Más en Análisis