UNAI, EL VALOR DEL TRABAJO

Era enero del 2013 cuando saltaba en nuestra ciudad la noticia de la destitución de Michel tras los malos resultados -22 puntos en 19 partidos ligueros- acaecidos en la primera vuelta por los nuestros. La dirección deportiva con Monchi a la cabeza se ponía manos a la obra en busca de un técnico capaz de darle la vuelta a la mala racha de resultados, y en dos días consiguió hacerse con los servicios de Unai Emery, que se encontraba sin equipo tras haber dejado el Spartak de Moscú pocos meses antes.

El Sevilla confiaba en Unai para disputar competiciones europeas tras la pésima vuelta cosechada por los pupilos de Michel. Con un balance de 8 victorias, 4 empates y 7 derrotas, el técnico de Hondarribia conseguía clasificar al Sevilla para UEFA a pesar de acabar la liga en el 9º puesto con tan solo 50 puntos en su haber. Los problemas administrativos de Málaga y Rayo Vallecano propiciaron la presencia de los hispalenses en Europa League, eso sí, empezando desde la segunda ronda previa.

La temporada 13/14, pues, comenzó antes de lo esperado, y el 1 de agosto el Sevilla FC se disponía a enfrentarse ante el Mladost Podgorica, en un verano que había supuesto la salida del club de jugadores como Jesús Navas, Medel, Kondogbia, Negredo o Palop, y la llegada de hasta 12 jugadores entre los que hay que destacar a los Carriço, Pareja, Mbia, Vitolo, Bacca o Gameiro. Un comienzo dubitativo en la competición liguera tras una gran pretemporada donde los de Emery maravillaron a sus aficionados, crearon las dudas alrededor del técnico, acentuadas tras la pronta eliminación copera ante un 2ªB como el Racing que remontó el 0-1 de la ida en Nervión imponiéndose por 0-2 en la vuelta. El inicio del año tampoco fue del todo bueno para los nuestros, e incluso, en nuestra competición fetiche estuvimos contra las cuerdas tras el 0-2 que nos endosó el Betis en la ida de los 1/8 de final.

El técnico de Hondarribia en un partido de la presente temporada. | Foto: as.com
El técnico de Hondarribia en un partido de la presente temporada. | Foto: as.com

Sin embargo, el 20 de marzo supuso un antes y un después para Emery y para el devenir del Sevilla. El de Hondarribia sabía que de caer eliminado ante un Betis desahuciado en la competición doméstica podría firmar su finiquito, pero tras un partido histórico, el Sevilla logró remontar el 0-2 de la ida, y en los penaltis pasar de ronda. La racha que prosiguió a ese partido fue espectacular, remontada incluida al Oporto en los 1/4 de UEFA, victoria al Madrid, victoria en el derbi liguero en el Villamarín, y, como no, la agónica clasificación para la final de la UEFA con el ya histórico gol de Mbia ante su ex-equipo. A pesar de no poder conseguir billete para Champions y quedarse con la miel en los labios, el técnico vasco se alzó con la Copa de la UEFA en la noche turinesa, y se convirtió en el primer técnico vasco en conseguir un título europeo.

El final de la temporada, los grandes números -30 victorias, 14 empates, 14 derrotas en 58 partidos entre Liga, Copa y UEFA- y la gran aportación de Emery a los logros cosechados por el Sevilla FC hizo que muchos clubes pusiesen sus ojos en él, como, por ejemplo, el Milán, que puso una oferta encima de la mesa del técnico vasco que este declinó para renovar por el conjunto nervionense por dos temporadas más.

El comienzo de la temporada también fue duro para Unai Emery, debido a que la gran temporada hizo que muchos de los jugadores importantes saliesen, como fue el caso de Ivan Rakitic -capitán y estrella sevillista en la 13/14-, Alberto Moreno o Fazio, que dejaron el club. Este hecho hizo que de nuevo Unai junto a Monchi tuviesen que montar una plantilla casi nueva, y llegaron jugadores importantes como Krychowiak, Aleix Vidal, Trémoulinas o Éver Banega, entre otros.

El inicio fulgurante de temporada hizo que los nuestros firmasen el mejor arranque en su más que centenaria historia, y todo ello permitió que Unai Emery, terminase el año en el prestigioso ranking de Historia y Estadística (IFFHS) como 5º mejor entrenador del mundo, solo por detrás de Ancelloti, Guardiola, Luis Enrique y Simeone, algo que hace pocos días cambió para bien, ya que en la actualización de marzo, el técnico de Hondarribia ya aparece como 4º clasificado tras haber superado al argentino Simeone.

WEEK 15

COACH

CLUB

POINTS

1.

Carlo Ancelotti

Real Madrid CF

15688

2.

Luis Enrique

FC Barcelona

14072

3.

Pep Guardiola

FC Bayern

13024

4.

Unai Emery

Sevilla FC

12403

5.

Diego Simeone

Atlético de Madrid

12113

A día de hoy, Emery ha devuelto al Sevilla FC al olimpo del fútbol mundial, y está batiendo todos los récords en cuanto a números se refiere de la historia sevillista. En la presente temporada el Sevilla está 5º clasificado con unos números dignos de Champions -61 puntos en 30 jornadas-, clasificados para 1/4 de final de UEFA donde tendremos que medirnos al Zenit, y eliminado por el Espanyol en 1/4 de Copa.

La gran reconversión de los sevillistas en los dos últimos años tiene nombre y apellidos, y no son otros que los de don Unai Emery Etxegoien, con unos números excepcionales de 70 victorias, 26 empates y 33 derrotas en los 129 partidos que ha dirigido al conjunto hispalense.