Con casta y coraje. Así ha remontado el Sevilla FC un partido que parecía imposible al descaso. Una segunda parte magnífica, sumado al acierto en los cambios (mérito de Unai una vez más) han reflejado el 2-1 final en el marcador, lo que permite al equipo rojiblanco viajar a Rusia con ventaja para disputar la vuelta de estos cuartos de la UEL. El entrenador Unai Emery hablaba sobre el partido en rueda de prensa: «El Zenit es un gran equipo y allí será diferente pero competiremos igual. Es un reto«.

El técnico vasco se ha referido a los cambios, dos de los cuales han sido los autores de los dos tantos sevilistas. Recordemos que Mbia y Denis Suárez salieron de inicio en la segunda parte y Bacca sustituyó a Gameiro posteriormente: “La idea con los cambios era encontrar nuevas vías, apoyar a Ever y Reyes. Mejoramos por fuera y estuvimos más encima. No es que Coke o Iborra lo hicieran mal, pero había que variar pensando sobre todo en lo ofensivo«. Emery ha destacado también la garra con la que salió el equipo en la segunda parte y la importancia de cuidar a los jugadores que van a jugar en campo ruso: «El equipo recuperó la chispa que necesitaba en la segunda parte. Es importante afrontar la vuelta sin perder a nadie«.

Por otra parte, se le ha preguntado por la reserva de Vitolo, a lo que respondía así: «Lo de Vitolo ha sido táctico porque pensamos que Reyes nos aportaría por el centro. Ever está contento y se siente querido». Por último, Emery ha querido resaltar el nivel de los delanteros: «Gameiro y Bacca dan un gran rendimiento. Kevin está en un gran momento y por eso jugó de inicio».