Tras el reparto de puntos en Riazor entre el Deportivo de la Coruña y el Sevilla FC, el técnico Unai Emery pasaba por la sala de prensa para analizar el choque en su totalidad.

En el aspecto global, el técnico vasco aseguró: «El partido ha estado igualado. Queríamos ganar y nos hemos encontrado con un rival fuerte que se ha puesto por delante con justicia. A partir de ahí, después de unas dudas, el equipo ha sabido controlar el partido defensivamente y en ataque hemos insistido, pero nos falta encontrar claridad».

Sobre el resultado definitivo, Unai cree que «el empate es justo. A partir de ahí, cuando no puedes ganar, lo mejor era conseguir un punto que tenemos que hacer bueno en casa. Entendemos que el rival está fuerte en casa y que para los equipos que vienen es difícil. Tenemos que seguir mejorando el juego«.

«Creo que el equipo ha ido de menos a más en fase defensiva», continuó Emery. «Tenemos que ser constantes en tener más claridad de tres cuartos de campo para adelante».

El técnico, que se ve optimista y con temporada por delante, declaró: «Hay cosas que se están mejorando, pero es nuestro deber que sigamos sin ganar fuera de casa. Sigo siendo optimista y creo que tenemos margen para seguir consiguiendo y alcanzando los puestos que queremos».