El Sevilla FC estrenó su temporada en el Sánchez-Pizjuán disputando una nueva final: la Supercopa de España. El equipo de Sampaoli jugó una muy buena primera parte con una presión constante al equipo azulgrana, aunque sin ocasiones de gol. Ya en la segunda parte, y con uno menos tras la lesión de Escudero, Luis Suárez adelantó a los culés. El equipo terminó doblegándose ante un Barcelona que mató el partido con el segundo gol, obra de Munir.

Aquí os mostramos las mejores imágenes del encuentro gracias a nuestro fotógrafo Antonio Pozo.