El Sevilla tiró de amor propio y logró remontar el último derbi de la temporada con un heroico Iborra. La indignante primera parte del equipo no pasó desapercibida en el descanso y el conjunto de Sampaoli salió del vestuario con el corazón palpitando.

El técnico Jorge Sampaoli reconoció su mal planteamiento de inicio y la posterior correción: “Con las normas del primer tiempo era imposible remontar. En la segunda parte buscamos el empate y luego la victoria. La alegría de haber logrado hoy la victoria y que nos hayamos puesto en lo más alto de la clasificación me hace estar muy contento. El Betis en el primer tiempo ha sido uno de los equipos que más nos dañó. Tenemos que pensar que lo que hicimos en la segunda parte es lo que nos sirve para estar arriba. Si seguíamos con la primera parte había cero posibilidad de soñar. ¿Qué les dije a los jugadores? Les dije que el Betis pudo marcarnos más. Y que por suerte no recibimos más. Iborra entró muy bien. Fue uno de los artífices para que el contagio fuera distinto”

Sobre ser un claro candidato al título de Liga: “Hoy estamos para competir por la Liga. Ahora jugamos el jueves, pero esto estimula y nos acerca. El primer tiempo nos aleja. Tenemos que pensar ya en el Bilbao”. Finalmente, no quiso hablar del árbitro y reflejó su alegría: “Compartir esto con los futbolistas y el club me genera satisfacción. Los jugadores jugaron un clásico muy intenso. Logramos una diferencia con la pelota quieta ante un rival que cambió en la segunda parte”.