«Subir a Primera División sería una alegría mayúscula»

El CD Tenerife, dirigido por el ex jugador del Sevilla Pep Lluís Martí, juega este jueves el partido de ida de las semifinales del playoff de ascenso a Primera División ante el Cádiz en el Ramón de Carranza. El mallorquín ha realizado una gran temporada al frente del club tinerfeño en la Liga1|2|3, y desea ponerle el broche de oro. De lograrlo, Martí se acordaría de la zurda de diamantes del sevillismo, Antonio Puerta.

Martí lució los colores del club de Nervión en 189 partidos, donde consiguió lograr una Copa del Rey y dos Copas de la UEFA. Una gran trayectoria realizada con mucho esfuerzo y sacrificio, que actualmente sigue en los banquillos. En su etapa de sevillista tuvo una gran relación con el mítico 16. Relación de amistad que el balear jamás olvidará.

En declaraciones realizadas a la Cadena Ser, el entrenador del Tenerife afirmó de quién se acordaría en caso de lograr ascender: «Subir a Primera División sería una alegría mayúscula. Desde luego, me acordaré de la gente que me aguanta todos los días. Son mis hijos y mi mujer los que me soportan a diario, sobre todo en los momentos de cabreo después de los partidos. Y me acordaré de Antonio Puerta, que fue un gran compañero para mí».