El valenciano Mateu Lahoz arbitró este domingo el partido correspondiente a la 18ª jornada en Primera División entre el Sevilla FC y el Atlético de Madrid disputado en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán y que concluyó con reparto de puntos (1-1). En la sala VAR se encontraba el murciano José María Sánchez Martínez.

Se cometieron un total de 26 faltas, o al menos esas fueron las que señaló Mateu: 15 hizo el Sevilla FC, por 11 del Atlético. Esto se resolvió con cinco amarillas para los sevillistas (Carriço, Navas, Sarabia, Banega y André Silva) y siete cartulinas a los madrileños (Savic, Saúl, Godín, Thomas, Rodri, Griezmann y Correa).

Se trató desde un primer momento de un partido bronco, con protestas continuas por parte de la grada. Vamos a repasar algunas acciones polémicas.

Minuto 11: se reclama un penalti a favor del Sevilla FC. En un ataque del conjunto local, André Silva salta y Savic lo empuja por la espalda con los dos brazos de forma descarada. En directo se entiende que Mateu tenga dudas, pero no que la jugada ni siquiera fuese revisada en la sala VAR. Error.

En la segunda parte, los jugadores visitantes reclamaron la segunda amarilla para Sarabia por una plantilla peligrosa. Mateu decidió no amonestarlo de forma errónea.

Minuto 90: entrada por detrás de Thomas a Navas. El futbolista ghanés acaba amonestado después de una falta muy peligrosa que incluso pudo ser roja directa, pues además de la entrada en sí, Thomas levanta mucho la pierna y pudo hacerle mucho daño al palaciego. Esta falta provocó una tangana en la que Banega le da en la cara a Thomas, y este responde de igual manera, por lo que ambos pudieron acabar en los vestuarios antes de tiempo.

Estas son sólo algunas de las acciones polémicas, pues podríamos revisar algunas faltas más y ver si su resolución es la más correcta o no. Lo que está claro es que Mateu Lahoz utilizó un criterio extraño, además de revisar en el VAR algunas faltas que en absoluto lo eran y otras dudosas dejarlas sin chequear. La nota final para él es un 4.

Foto: LaLiga.