El balear Guillermo Cuadra Fernández, de 35 años, fue el encargado de impartir justicia este domingo en el partido correspondiente a la novena jornada en Primera División entre el Sevilla FC y el Levante UD disputado en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán (1-0). En la sala VOR se encontraba el madrileño Valentín Pizarro Gómez, de 38 años, ascendido esta temporada a la máxima categoría del fútbol español.

Hasta 21 faltas se indicaron a lo largo de los 93 minutos: 10 cometió el conjunto de Julen Lopetegui, por 11 del cuadro de Paco López. Esto se resolvió con dos cartulines amarillas para cada bando: Fernando y Koundé en los locales; Cabaco y Vezo en los visitantes.

Minuto 33: Cabaco realiza una falta clara sobre Nolito merecedora de cartulina amarilla. El central estaba amonestado desde el minuto 14 y debió irse a vestuarios en el primer tiempo.

Minuto 35: gol anulado a Chicharito. El delantero se encontraba adelantado y el colegiado, después de consultar al VAR, lo anula de forma correcta.

Minuto 58: amarilla a Fernando. El brasileño le gana la partida limpiamente a Melero y le quita el balón sin falta, pero Cuadra Fernández señala infracción y, además, amonesta al futbolista del Sevilla FC de forma incomprensible. Error.

Sin más, arbitraje que no afecta al resultado pero al que le faltó valentía para una expulsión merecida en la primera parte y con algún que otro error importante para la categoría en la que nos encontramos. La nota final para el conjunto arbitral es un 4,5.

VER ACTA DEL PARTIDO