El Sevilla FC se mide este jueves al conjunto vasco a domicilio. El duelo entre los dos equipos estará principalmente marcado por las aspiraciones europeas de unos y otros; los de Gaizka Garitano se encuentran a tres puntos de la zona que da acceso a competición europea para la próxima temporada, mientras que la zaga de los de Julen Lopetegui buscan afianzar esa cuarta posición y si es posible poder aumentar la distancia de puntos con respecto a sus inmediatos perseguidores.

El Athletic ha vuelto del parón en una buena dinámica y en un gran estado de forma, el cual le ha permitido estar peleando por entrar en competición europea. Todo esto bajo un 4-4-2 o un 4-2-3-1, con Unai Simón en portería, Yerai, Iñigo Martínez en el centro de la zaga; Capa y Yuri; Dani García, Unai López más atrasados y distribuyendo el juego del equipo, Iker Muniain. Por las bandas en el ataque, Córdoba e Iñaki Williams y en punta Raúl García, el máximo artillero del equipo bilbaino.

Los de Garitano tienen una base fundamental bajo palos con Unai Simón, el cual está siendo uno de los mejores arqueros del campeonato de liga. Por otro lado, juegan con gran frecuencia por bandas, aprovechando la velocidad y el peligro tanto de sus laterales, como de los extremos. Jugadas que acaban en las botas o la cabeza de un Raúl García, que en ataque es muy peligroso. Esta temporada lleva ya 13 goles y es un constante quebradero de cabeza para la defensa rival.

Claves

  • En defensa son un equipo muy sólido en defensa y no suele conceder errores. Los centrales del conjunto bilbaino van muy bien por arriba y acciones de balón parado.
  • Tienen un gran despliegue tras robo ya que saben aprovechar bien la velocidad de sus jugadores de banda  e inclusive del media punta, Iker Muniain.
  • Raúl García será una constante amenaza en cada jugada de peligro del Athletic y sobre todo en las jugadas a balón parado, donde el navarro sabe desenvolverse a la perfección entre las defensas rivales.