El castellano-manchego César Soto Grado, de 40 años, arbitró este sábado el partido correspondiente a la décima jornada en Primera División, en la que se enfrentaron Sevilla FC y RC Celta de Vigo en el Ramón Sánchez-Pizjuán (4-2). En la sala VOR se encontraba el valenciano, de 43 años, Antonio Miguel Mateu Lahoz.

Hasta 33 faltas indicó Soto Grado: 13 del Sevilla FC, por 20 del RC Celta. En cuanto a las amarillas, dos en cada bando: Navas y Escudero en los locales; Denis Suárez y Hugo Mallo en los visitantes.

Sobre las jugadas polémicas, comentar algunas en la segunda mitad. Se señaló fuera de juego inexistente de De Jong en una jugada peligrosa y que no se dejó seguir. También hubo un agarrón del hombro-cuello a Munir dentro del área que no fue revisado. En el descuento, Soto Grado indicó penalti de Navas, pero antes había fuera de juego del RC Celta y acabó rectificando.

Sin más, arbitraje desapercibido en líneas generales. La nota final para el conjunto arbitral es un 6.

VER ACTA DEL PARTIDO