Éxtasis, victoria y clasificados

El Sevilla sella su billete para octavos con el subidón de la victoria en el último minuto. Peleará con el Chelsea el primer puesto del grupo E.

 

Clasificado. Era la obligación del Sevilla hoy en suelo (muy frío) ruso,  ante un equipo que contaba; y es novedad en tiempos actuales, con el apoyo de un buen número de aficionados presentes en su lujoso estadio. Para ello Lopetegui alineó el mejor once posible, cambiando su esquema al 3-5-2 como viene siendo habitual cuando Jesús Navas no está. Ocampos hacía esa labor apoyado por un Koundé más suelto en ataque y la inclusión de Gudelj como tercer central. Arriba era el 9 de la Champions, Luuk de Jong quien acompañaba a Munir.

4 minutos tardó el Sevilla en acercar a pasos agigantados su bola al sorteo de octavos. Lucas Ocampos realizó una de sus jugadas características, dejando atrás a todo rival vestido de negro que se encontraba y centrando al área. Tras el despeje ruso, Rakitic, empaló un excelente golpeo a bote pronto que se coló junto al poste de la portería defendida por Gorodov. 0-1 muy temprano y una sensación de superioridad materializadas en consiguiente ocasiones desde las botas de Koundé y Munir. Tras esto el Sevilla se contuvo, cediéndole incluso la pelota a los rusos que se acercaban con muy poco peligro a la portería visitante.

Sin embargo; tras la reanudación, toda esta calma serena estalló en breves minutos. Primero fue Koundé el que salvó el empate con uno de los cortes de la temporada sobre la línea de gol. El central francés estuvo rápido ante un error incomprensible de Gudelj sin presión aparente cuando era el último hombre. Pero a la segunda ya no perdonaría el Krasnodar. Wanderson aprovecharía un tremendo desajuste defensivo para batir a Vaclik en una jugada embarrullada donde 2 futbolistas sevillistas tocaron el balón antes de entrar. 1-1.

Si no eran pocos problemas, el capitán Sergio Escudero tuvo que ser sustituido tras recaer de una zona del cuerpo que tantos problemas le viene arrastrando. Sin suplente natural, Lopetegui movió el banquillo dando a entrada a Rekik como falso lateral. Jordán y Óliver ingresaron también con la idea de que al equipo no le pasara lo mismo que en otras ocasiones. El partido estaba roto y con estos dos futbolistas en el campo el Sevilla tuvo más frescura para encontrar a sus hombres de ataque. Además, tanto En-Nesyri como Idrissi le dieron verticalidad en un partido que se estaba abriendo con muchos huecos.

En un quiero y no puedo sevillista durante los últimos minutos, el equipo estaba empezando a dar por bueno un punto que también hubiera sido celebrado, ya que desde Rennes llegaban buenas noticias para el equipo de Nervión. Pero a Munir esto le parecía insuficiente, y con un zarpazo final en el último minuto ponía al Sevilla clasificado por méritos propios y metido de lleno en la pelea por el primer puesto. Todavía tendría que sufrir de nuevo el sevillismo, pero una buena acción defensiva de Gudelj y el cuerpo de Diego Carlos evitaron el empate en el 96.

1-2, clasificados y con opciones de ser primeros, el equipo se marcha muy reforzado de Krasnodar, con la euforia de la victoria (muy bien remunerada desde la UEFA) y con la sensación de tener los deberes hechos. Habrá Champions en Sevilla también para el tan ansiado 2021.

 

Datos del partido

  • ALINEACIONES
    • FC Krasnodar: Evgeni Gorodov, Kaio, Aleksandr Martynovich, Cristian Ramírez, Igor Smolnikov, Kristoffer Olsson, Yuri Gazinskiy, Aithiara, Magomed-Shapi Suleymanov, Marcus Berg, Rémy Cabella
    • Sevilla FC: Vaclik, Koundé, Escudero, Diego Carlos, Gudelj, Ocampos, I. Rakitic, Óscar, Fernando, De Jong, Munir
  • GOLES
    • 4': I. Rakitic (0-1)
    • 56': Wanderson (1-1)
    • 95': Munir (1-2)
  • TARJETAS
    • Amarillas: Magomed-Shapi Suleymanov (19'), Joan Jordán (58')

Resumen del partido