El Sevilla FC recibe este domingo al Atlético de Madrid, líder de la competición. El encuentro llega tras el parón por selecciones y con ambos equipos con pilar recargadas tras la numerosa carga de partidos. Los de Simeone están líderes con 66 puntos, aunque han visto recortada la clara ventaja que tenían con sus perseguidores hace escasas semanas.

Poco descubrimiento merece el equipo del Cholo. Un líder indiscutible responsable del alto rendimiento del Atlético de Madrid temporada tras temporada.  El Atlético de Madrid ha demostrado ser uno de los equipos que mejor trabaja el sistema defensivo, aunque, en los últimos años, ha sufrido una evolución en su juego que le ha llevado a ser más mutable en su idea, pero sin perder la esencia de la misma. Jugadores comprometidos, que actúan como bloque en sincronía perfecta a las órdenes de su entrenador y que no bajan los brazos en ningún momento. Resulta difícil competir contra el Altleti si no se iguala en intensidad el partido. Y es que los colchoneros basan su juego en un descomunal despliegue físico y táctico que saca partido de las pérdidas de su rival.

El esquema habitual es un 4-4-2, aunque esta temporada se está asentando el 3-5-2 y le da muy buen resultado. Luis Suárez y Joao Felix suelen ser los delanteros elegidos, aunque el portugués no ha tenido la constancia que Simeone deseara. Por su parte, el uruguayo ha dejado el Barcelona para demostrar que el gol lo sigue teniendo en la sangre. Por detrás de ambos se encuentra una sala de máquinas que funciona de maravilla. Koke está sosteniendo el centro del campo junto a un Marcos Llorente imparable cuando exhibe su llegada. También Lemar y Carrasco se encuentran en gran momento, aunque el belga está sancionado para este duelo. La bala en la recámara del Cholo es Correa, que siempre cumple cuando se decide contar con su participación. Pero el técnico argentino tiene jugadores muy fuera de forma como Saúl o Herrera y está contando poco con Torreira y Kondogbia para la medular.

En la zaga, Savic, Giménez y Hermoso son los elegidos cuando decide apostar por la defensa de tres centrales. Hermoso también está jugando de lateral, demostrando que se encuentra a un nivel muy alto. Cuando no lo hace el español, el sitio de carrilero lo ocupa el irregular Trippier, que no termina de mantener su nivel alto. Ese puesto también está siendo ocupado por el propio Marcos Llorente, capaz de jugar de lo que le pida Simeone. En el lateral o carrilero zurdo Lodi será el elegido, pero el titular es un Carrasco que está recordando a aquel que se fue del Atleti. La portería es territorio de Oblak, uno de los mejores porteros del mundo.

Claves

  • El Altético de Madrid es la fiabilidad personificada. Compite durante todo el encuentro, se adapta a cualquier contexto y tiene pegada para superar cualquier adversidad. Solo el partido perfecto puede hacerle poner contra las cuerdas.
  • Lopetegui habrá aprendido de la ida y preparará las armas para superar ese sistema de 3 centrales que tanto resultado le dio a Simeone en el partido de la primera vuelta. No sería descabellado ver un sistema espejo y apostar también por esa apuesta contra los colchoneros.
  • El Sevilla llega con las pilas cargadas y motivado para lo que resta hasta final de temporada. No tiene nada que perder ante uno de los equipos más competitivos de la liga. Solo igualando en intensidad y determinación se llevará los tres puntos.